El Sistema DIIS | Niños entre 7 y 12 años

Definir el problema:
Imaginemos que mi jefe quiere trasladarme a una oficina en otro estado.

Investigar puntos:
¿Es justo que me pida que me traslade?
¿Seria justo que yo le pidiera a mi familia que se mudara a otra parte del país?


¿Qué ocurriría si yo me negara a aceptar el traslado?
¿Cuáles serían mis beneficios si aceptara el traslado?
¿Cómo afectaría la mudanza a tu madre?
¿Cómo te afectaría la mudanza a ti?
¿Qué cosas habría que modificar o adaptar?
¿Podrías tú hacer esas modificaciones o adaptarte a esos cambios?
¿Cómo te sentirías?
¿Cómo crees que se sentiría mamá?
¿Cómo crees que me sentiría yo?

Idear medios:
Hagamos una lista de motivos por los cuales yo debería rechazar el traslado.
Hagamos una lista de motivos por los cuales yo debería aceptar el tras lado.
Pensemos algunas cosas que podría decirle a mi jefe sí quisiera convencerlo de que me permitiera quedar me aquí.

Seleccionar:
 “Mañana voy a reunirme con mije fe para presentarle mis razones para desear/no desear el traslado.”

Definir el problema:
Supongamos que tu hermanita entra en tu cuarto y usa cosas tuyas.
¿Cómo te sientes con respecto a lo que está sucediendo? ¿Crees que tu hermana entiende cómo te hace sentir su conducta? Me pregunto por qué tu hermana querrá usar tus cosas. ¿Se te ocurre algún motivo?
Si tuvieras una hermana mayor ¿te darían ganas de usar las cosas de ella?
¿A veces usas cosas que pertenecen a tu madre o tus amigas? ¿Has hecho algo para corregir el problema?
Me pregunto por qué las medidas que tomaste no han tenido el éxito que hubieras deseado. ¿Se te ocurre algo?
¿Qué otras medidas que aún no hayas tomado podrían llegar a solucionar el problema? ¿Cómo podrías plantearle el problema a tu hermana para que lo en tendiera?
Dime qué podrías hacer si ella sigue usando tus cosas sin permiso o si no te las devuelve.

Idear medios:
Hagamos una lista de cosas que podrías hacer para solucionar este problema.

Seleccionar:
Esta noche podrías hablar con tu hermana y explicarle por qué no quieres que use tus cosas sin tu permiso. Podrías darle una lista de las cosas que puede usar y otra de las que no puede usar.

Definir el problema:
La nena que se sienta a tu lado en la escuela tiene problemas por hablar en clase y molestar a los demás chicos. (El empleo de la tercera persona sirve para despertar una actitud menos defensiva y también me nos resistencia.)

Investigar puntos:
¿Podrías decirme por qué crees que la maestra está disgustada?
¿Te parece que la maestra debe estar disgustada con esa nena?
¿Podría la nena cambiar su conducta para dejar de tener problemas?

Idear medios:
Veamos qué podría hacer la nena para solucionar el problema.
¿Ayudaría en algo que la nena sus padres conversaran el tema con la maestra?
¿La niña podría pedirle a la maestra que la cambie de asiento?
¿Podrían la nena y sus padres hacer una lista de los comportamientos que ella desea cambiar, y después la nena podría pedirle a la maestra que le entregara todos los días un informe sobre su conducta?
(Lo ideal sería que su hijo aportara ideas propias. ¡Aliente esa actitud! No se sienta obligado a proponer las ideas que se presentan aquí. Lo importante es despertar ideas en su hijo.)

Seleccionar:
La nena podría diseñar el boletín de informes de conducta para que la maestra calificara su buena o mala conducta diaria.

Definir el problema:
Sientes que siempre te estamos fastidiando para que mantengas tu cuarto limpio.

Investigar puntos:
¿Los padres deben quejarse a sus hijos porque el cuarto de éstos está desordenado o sucio?
¿Quién es el “dueño” del cuarto del chico: el chico o sus padres?
¿Se les debe pedir a los chicos que mantengan su cuarto en orden?
¿Los padres tienen “derechos”? (Explicar el término si es necesario.)
¿Puedes decirme cuáles te parece que son los “derechos de los chicos”?
¿Los padres y los hijos pueden hacer concesiones? (Si es necesario, explique el concepto y dé un ejemplo de lo que es una concesión.)
Me pregunto qué mutuas concesiones podríamos hacer para restaurar la paz familiar. ¿Cuáles serían las consecuencias si alguna de las partes no cumpliera con lo prometido?

Idear medios:
Veamos cómo podría solucionarse este problema. Empecemos poniéndonos de acuerdo en una lista razonable de derechos (le los padres y de los hijos.

Seleccionar:
El chico podría trabajar en pos del mejoramiento de una conducta por semana. Por ejemplo: la primera se mana podría aceptar colgar su ropa; la segunda, hacer su cama todas las mañanas (sin, por supuesto. dejar de colgar la ropa).

El Sistema DIIS

No hay comentarios:

Publicar un comentario